Cambiemos trabó el quórum para ley de etiquetado frontal

La oposición de Juntos por el Cambio de la Cámara de Diputados decidió hoy no asistir a la sesión especial convocada para este mediodía por el oficialismo para debatir, entre otras cuestiones, la ley de etiquetado frontal, por lo que fracasó el intento de sesionar del Frente de Todos, que reunió 122 diputados, siete menos de los requeridos para alcanzar el quórum reglamentario.
El presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, dio por levantada la sesión poco antes de las 12 y pasó a tomar lista de cada uno de los presentes en el recinto, tras lo cual se desarrolló una breve sesión en minoría.
Para llegar a los 122 diputados, el oficialista Frente de Todos, que preside Máximo Kirchner, contó con los propios representantes de las provincias del norte del ese espacio, que estaba en duda que participarían del debate, y sumó a los dos diputados de la Izquierda Socialista; 1 del Frente Progresista de Santa Fe, Luis Contingiani; dos de Unidad y Equidad, que preside José Luis Ramón.
Además, sumó a dos diputados radicales por Mendoza, Claudia Najul y Federico Zamarbide, que según fuentes de Juntos por el Cambio «se cortaron solos» en respaldo del tratamiento de leyes vinculadas a beneficios para la vitivinicultura incluidos en la sesión.
También, aportaron al número el diputado de Juntos Somos Río Negro, Luis Di Giácomo; los misioneros Diego Sartori, Flavia Morales y Ricardo Wellbach; el justicialista salteño Andrés Zottos, además de Esteban Bogdanich (FdT) y Pablo Ansaloni (UyEF), que llegaron tarde y lograron sumar un total de 124 diputados presentes.
Luego de pasar lista de presentes y ausentes, Massa habilitó las expresiones en minoría de los diputados en el recinto.
Al hablar en la sesión en minoría, el jefe del bloque de diputados del Frente de Todos, Máximo Kirchner, cuestionó a la oposición por no dar quórum en el recinto y acusó a ese espacio de buscar «hacernos actuar bajo extorsión», a la vez que les pidió que «deberían ser más pacientes» porque «para el 2023 faltan dos años, y eso también es la República».
«Han vuelto a comportarse como siempre fueron cuando le tocó ser gobierno: suprimir a quienes pensaban diferentes, perseguirlos. No soportan la democracia a veces porque esta ley, por ejemplo, lo que hace no es ni siquiera prohibir el azúcar sino poder ser conscientes de qué consumimos, de cómo nos alimentamos», aseveró Máximo Kirchner en el recinto de la Cámara baja, en el marco de una sesión en minoría tras la decisión de la oposición de no dar quórum para el debate.